necrólisis epidérmica tóxica
739 Visualizaciones

CG: nf

CA: Medicina – Dermatología; Alergología.

CT: La necrolisis epidérmica tóxica (NET), o síndrome de Lyell, y el síndrome de Stevens-Johnson (SSJ) son reacciones de hipersensibilidad que se consideran formas polares clínico-patológicas de una misma entidad, por lo que puede hablarse del complejo SSJ/NET.
Por tanto, se sigue aceptando que los pacientes con SSJ/NET constituyen un espectro de enfermedad con lesiones similares y distinguibles del eritema multiforme (EM) por su etiología, histología, pronóstico y tratamiento.

F: http://www.actasdermo.org/es/sindrome-stevens-johnson-necrolisis-epidermica-toxica-tratado/articulo/13081646/ (consulta: 22.03.2018)

DEF: Necrólisis epidérmica caracterizada por la presencia de máculas irregulares de color rojo intenso, algo oscuro, agrupadas en grandes placas con necrosis de la epidermis, que se exfolia en láminas de modo similar al de una quemadura.

F: DTMe (consulta: 22.03.2018)

N: 1. – necrólisis (nf): Término formado por la palabra «necro(sis)» (del latín tardío necrōsis del griego νέκρωσις nékrōsis, nekr(o)- ‘cadáver’ + -ōsis ‘proceso’; reintroducido y documentado en inglés desde 1665) y el elemento compositivo «‒́lisis» (del griego ‒́λυσις lýsis ‘descomposición’, a partir de lýō ‘desatar’, ‘descomponer’); documentado en inglés desde 1956. Necrosis y exfoliación o desprendimiento de un tejido.
– epidérmica (adjf): Forma femenina del adjetivo «epidérmico, ca» (derivado de «epidermis», del latín tardío epidermis, y este del griego ἐπιδερμίς epidermís). Perteneciente o relativo a la epidermis.
– tóxica (adjf): Forma femenina del adjetivo «tóxico, ca» (del latín toxĭcum ‘veneno’, y este del griego τοξικόν toxikón ‘veneno para emponzoñar las flechas’, ‘veneno’, derivado de τόξον tóxon ‘arco’).
2. No hay resultados en el CORDE, pero sí en el CREA. Año: 1994. Autor: Honeyman M., Juan; Gómez H., Orieta. Título: Manifestaciones cutáneas (Sida). País: Chile. Tema: 06.Medicina. Publicación: Sepúlveda Carvajal, Cecilia; Afani Saud, Alejandro, Publicaciones Técnicas Mediterráneo (Santiago de Chile), 1994.
3. Hay afectación de las mucosas y, a menudo, síntomas generales y de órganos internos.
Suele estar desencadenada por medicamentos y su mortalidad es elevada.
Esta variante clínica es más grave y extensa que el síndrome de Stevens-Johnson.
4. Puede verse también «necrólisis tóxica epidérmica».
El síndrome de Stevens-Johnson y la necrólisis epidérmica tóxica se describieron como enfermedades diferentes, pero en la actualidad se consideran una única entidad nosológica, con idénticas características clínicas, etiológicas e histopatológicas, únicamente diferenciadas por la superficie corporal afectada (< 10 % en el síndrome de Stevens-Johnson; > 30 % en la necrólisis epidérmica tóxica).
Aunque hoy esta enfermedad se engloba dentro del espectro de la necrólisis epidérmica, algunos autores consideran que forma parte del eritema multiforme.
No debe confundirse con síndrome estafilocócico de la piel escaldada.
5. Fernando A. Navarro aclara que en inglés dan el nombre de scalded skin, en sentido figurado, a varias dermatosis exfoliativas en las que la piel adopta un aspecto muy parecido al de las escaldaduras; las dos formas más frecuentes son: nonstaphylococcal scalded skin syndrome (necrólisis epidérmica tóxica, síndrome de Lyell) y staphylococcal scalded skin syndrome o SSSS (dermatitis exfoliativa neonatal (o estafilocócica), epidermólisis estafilocócica aguda).

F: 1. DTMe (consulta: 22.03.2018); DLE (consulta: 26.03.2018). 2. (consulta: 22.03.2018). 3 y 4. DTMe (consulta: 22.03.2018). 5. COSNAUTAS/LIBRO ROJO (consulta: 22.03.2018).

SIN: enfermedad de Lyell, epidermólisis tóxica aguda, síndrome de la piel escaldada, síndrome de Lyell.

F: DTMe (consulta: 22.03.2018)

RC: síndrome estafilocócico de la piel escaldada